Bienvenido


Inscríbete a Al Damir con los siguientes datos:







Bienvenido


Ingresa tus datos y podrás ver la última edición de Al Damir:










¿Olvidaste tu contraseña? Hac click AQUÍ para recuperarla.


Si no estás registrado, puedes hacerlo haciendo click AQUÍ

 
  1. (+56 2) 2719 0500
  2. contacto@aldamir.com
 
 
Revista Al Damir + Reportajes + “EL AMOR POR PALESTINO SE LLEVA EN LA SANGRE”

“EL AMOR POR PALESTINO SE LLEVA EN LA SANGRE”

Jorge Uauy, nuevo presidente del Club Deportivo Palestino:

JORGEUAUY

El ingeniero civil industrial pasó en cuatro meses de ser hincha a presidir el club de sus amores. Confía en que volverán los buenos resultados y anuncia una campaña internacional de apoyo a la selección de Palestina: “Locales en nuestra tierra”.

No se acuerda exactamente de cuándo fue, pero sí del lugar y el motivo. Fue en el Estadio Nacional, entre 1968 y 1969, en un partido ante Colo Colo, cuando Jorge Uauy Salvador comenzó su romance con Palestino. El nuevo presidente árabe llega a tomar las riendas del club con metas ambiciosas, pero consciente de que su arribo se produce en medio de un proceso de cambio, con un nuevo cuerpo técnico y la partida de 12 jugadores. Sin embargo, se declara optimista y confiado de que, junto a su equipo directivo, hará de Palestino un cuadro que no sólo dará que hablar en Chile, sino especialmente fuera de las fronteras.

Uauy se apresura en aclarar que su reciente nombramiento no representa un estreno en materia dirigencial. Ya en 1983 le había tocado ser tesorero en el proceso de Maurice Khamis y, a finales de los ’80, colaboró en la gestión de Elías Abufom. “El amor por Palestino se lleva en la sangre y es un llamado al que uno no puede renunciar”, explica a modo de introducción para detallar cómo en menos de cuatro meses pasó de ser un hincha a presidente del club de sus amores.

“Hubo una serie de cosas que se fueron dando. Tengo una muy buena relación con la gente que venía integrando el directorio, como Jorge Sabaj, Fernando Aguad y varios otros. Normalmente nos veíamos en el estadio. En abril, me pidieron si los podía acompañar en la directiva y tomé en consideración varias cosas: primero que como hincha se me hace inevitable acercarme a Palestino, pero lo más importante es que estoy en una etapa más consolidada en mi vida profesional (ingeniero civil industrial) y me pareció correcto entregarle a Palestino mi experiencia y mi tiempo, por lo que acepté. Al poco andar, casi dos meses después, se dio la contingencia de que Eduardo Heresi había asumido la presidencia solo por un año y tenía que dejar el cargo por razones personales. En ese contexto recibí el apoyo unánime de todos los directores para asumir la presidencia. En mi familia la noticia fue muy bien recibida. Mis hijos no sólo son hinchas de Palestino, sino que además están comprometidos con la lucha que vive Palestina. Tanto es así que mis dos hijas, ambas profesoras de inglés, han ayudado en campañas de Belén 2000 y han considerado seriamente viajar a Palestina para hacer clases. Así es que desde un comienzo conté con el apoyo de ellos y de mi señora, así que no hubo nada que pensar”.

-¿Con qué escenario se enfrenta ahora?
-Me encontré con algo en desarrollo. Se fueron 12 jugadores, muchos de ellos protagonistas de una campaña muy exitosa en el club. Así dejamos partir a personas como Leonardo Valencia, Ezequiel Luna y Agustín Farías, que se fue a Chipre, entre otros. A ello se sumó el traspaso de Benjamín Vidal a la Universidad Católica. Palestino es un club que no le corta las alas a nadie, pero esa situación condiciona esta nueva temporada.

-Una temporada que partió con una dolorosa derrota en el campo internacional ante Flamengo (5-2)…
-La Copa Sudamericana nos sorprendió en ese escenario, de mucho cambio, con la limitante de que sólo se nos permitía inscribir seis jugadores, siendo que se nos habían ido 12. Ese partido aparece totalmente descalzado con los momentos que se viven en Chile. Veníamos llegando de vacaciones, los entrenamientos se retomaron el 19 de junio y el partido con Flamengo se produce el 5 de julio, muchos de los refuerzos se sumaron al equipo días antes de ese compromiso.

-¿Y cuáles son las expectativas para el torneo de Transición?
-Nuestros objetivos apuntan a clasificar a copas internacionales. Sabemos que va a ser un campeonato duro porque partimos con una mochila muy pesada, ya que terminamos la temporada anterior en el penúltimo lugar de la tabla acumulada, por lo que necesitamos mostrar buenos resultados desde la partida. Afortunadamente contamos con un muy buen cuerpo técnico, liderado por Germán Cavalieri, quien tiene toda nuestra confianza.

-En el plano institucional, ¿hay algún proyecto en carpeta? Hace unos años se habló de la intención de contar con un estadio propio, de una sociedad con Universidad de Chile, incluso circuló un prediseño de la obra…
-No tenemos proyectos en esa materia. Hoy estamos enfocados en la contingencia de conformar un plantel que nos permita mantenernos en la categoría y retomar las competencias internacionales. Ya vendrán los tiempos para pensar en proyectos de esa naturaleza. Además, hay un tema de disponibilidad de recursos que es importante. Palestino es un equipo deficitario. Eso es algo que se puede comprobar en los estados de resultados, porque es una sociedad anónima y sus balances son públicos. No hay años en los que no tengamos pérdidas. Cuando se vive en esa realidad, pensar en tener un estadio propio son palabras mayores, pero no imposibles. Para eso se necesita un plan de largo plazo.

-La presencia de Palestino en competencias internacionales demostró que las actuaciones del club no solo tienen impacto en Chile, sino internacionalmente y, en especial en Palestina y en el Medio Oriente. ¿Cómo piensan aprovechar ese capital?
-Ese es un punto que junto a mi directorio vamos a dar a conocer dentro de los próximos meses. Estamos hablando de una campaña internacional que nos permita capturar lo que se ha sembrado en directorios pasados, como el de Fernando Aguad, donde se logró internacionalizar al club y hacerlo conocido a nivel mundial. Hoy día la camiseta de Palestino es demandada en distintos puntos del mundo, incluso por gente famosa. Por ejemplo, en la visita realizada al Papa Francisco le hicimos entrega de la camiseta de Palestino, que aparece mostrando en la fotografía. Xavi Hernandez, ex figura del Barcelona, lo mismo. Hay cantantes y mucha gente del espectáculo que sale a cumplir sus shows con la camiseta de Palestino. Eso queremos comenzar a capturarlo con una campaña que daremos a conocer en los próximos meses.

-Más allá de esa reserva natural, ¿qué le podemos adelantar a los lectores de Al Damir?
-Queremos preparar bien ese anuncio, pero les podemos adelantar que en el partido con Flamengo ya estrenamos una camiseta, con un logo rojo en la parte superior, donde se lee: “Locales en nuestra tierra”. No hicimos ninguna mención y pasó desapercibido. Pero ese será el slogan, la luz del proyecto que queremos internacionalizar. Queremos que Palestina juegue de local en su tierra, y ésa será nuestra bandera de lucha.

Michel Nahas Bordon

Deja un comentario: